La Consejería de Empleo, Empresa y Trabajo Autónomo de la Junta de Andalucía convocó la pasada semana una línea de subvenciones para que los autónomos y pequeños negocios que tengan su sede social en Andalucía y que cuenten con un mínimo de diez y un máximo de 49 personas trabajadoras, soliciten ayudas para la elaboración de planes de igualdad.

Si bien los planes de igualdad no son una obligación para estas empresas, sí son obligatorios para los negocios de más de 50 empleados. Además, son una medida que sirve para incentivar la transparencia del negocio, mejorar su imagen y marca, además de, por supuesto, reducir la discriminación y aumentar la igualdad de oportunidades en la plantilla.

La línea de ayudas convocada está destinada a empresas, independientemente del sector de actividad al que pertenezcan, que cuenten con un número de personas trabajadoras de entre 10 y 49 personas, siendo objeto de subvención los planes de igualdad.

Cuantía y objeto de las nuevas ayudas de Andalucía para planes de igualdad

De este modo, según la Junta de Andalucía, resultarán subvencionables los gastos de personal cuando en la elaboración del plan de igualdad participen recursos propios de la empresa solicitante.

Las ayudas también cubrirán los gastos derivados de prestación de servicios de consultoría o asistencia técnica cuando en la elaboración del plan de igualdad se cuente con el apoyo y el asesoramiento de personas expertas en materia de igualdad entre mujeres y hombres en el ámbito laboral.

La cuantía de estas ayudas puede alcanzar los 6.000 euros por proyecto. En cuanto al plazo de ejecución del Plan de Igualdad, para optar a la subvención, los negocios deben ponerlo en marcha a partir de la fecha de presentación de la solicitud.

Requisitos para acceder a las ayudas

Para acceder a las ayudas, los autónomos y pymes deberán cumplir algunos requisitos básicos como:

  • Tener la sede social en Andalucía.
  • Contar con un mínimo de 10 personas trabajadoras contratadas y un máximo de 49 personas. Para el cálculo del número de personas trabajadoras, se tendrá en cuenta la plantilla total de la empresa, incluidas las personas con contratos fijos discontinuos, con contratos de duración determinada y personas con contratos de puesta a disposición. En todo caso, cada persona con contrato a tiempo parcial se computará, con independencia del número de horas de trabajo, como una persona más. A este número de personas deberán sumarse los contratos de duración determinada, cualquiera que sea su modalidad que, habiendo estado vigentes en la empresa durante los seis meses anteriores, se hayan extinguido en el momento de efectuar el cómputo. En este caso, cada cien días trabajados o fracción se computará como una persona trabajadora más.
  • Se entienden excluidas las Administraciones Públicas 

El plazo de solicitud de estas ayudas se extiende durante dos semanas, hasta el próximo 29 de septiembre.

El alto grado de especialización de nuestros profesionales en Gaudia QLey Asesores le hará disponer de un plan diseñado a medida de las peculiaridades de su empresa y sector económico. Nuestra propuesta de trabajo parte de confeccionar el plan como un instrumento, que más allá del cumplimiento normativo, ofrezca las pautas para mejorar el desempeño económico de su empresa.